El Museo de Bellas Artes de València compra cuatro bodegones del pintor valenciano Félix Lorente

Anuncios

– Las obras adquiridas permiten entender la evolución del bodegón valenciano

El Museo de Bellas Artes de València ha comprado cuatro bodegones de Félix Lorente (1712-1787) porque no existía obra de este pintor pese a ser un artista valenciano y porque las piezas adquiridas permiten entender la evolución del bodegón valenciano desde Yepes y March (ambos pintores del siglo XVII) a los trampantojos de Vitoria y a los bodegones y las flores del siglo XVIII.

Los cuatros bodegones están todos firmados por su autor y han sido comprados con el siguiente precio: ‘Bodegón con uvas’ (3.100 euros), ‘Bodegón con granada, palomas y escopeta’ (2.500 euros), ‘Bodegón con sandías’ (2.500 euros) y ‘Bodegón con naranajas, escopeta y pájaros’ (2.500 euros).

Estos cuatro bodegones corresponden a la mejor producción de este pintor localizada hasta la fecha. Este argumento se basa en la sencillez compositiva, al disponer los objetos en una simple repisa que ayuda a enmarcar la composición; en la calidad pictórica, tanto de la verosimilitud de los objetos (carnosidad de las frutas, el brillo de los metales, la suavidad de las plumas…), así como una perspectiva correcta, y por último un fondo oscuro, que lo vincula a la tradición pictórica naturalista valenciana.

En definitiva, el pintor nos ofrece cuatro bodegones en la rica tradición naturalista valenciana de la primera mitad del siglo XVII, que sin duda enriquecerá la transición artística del final del siglo XVII y la primera mitad del siglo XVIII.

Félix Lorente (València, 1712 – 1787) debió de asistir a la Real Academia de Bellas Artes de Santa Bárbara (1754) y a la de San Carlos (1768) y se formó con el también pintor valenciano Evaristo Muñoz en la pintura religiosa y de historia, aunque ha transcendido más como bodegonista. Sus composiciones son humildes y se disponen sobre paisajes irreales o en interiores, preferentemente sobre repisas como las obras adquiridas.
Es un pintor cuya figura está siendo redimensionada en la actualidad para devolverle la importancia que tuvo durante las décadas centrales del siglo XVIII.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *